La casa oscura responde a fotos filtradas de la Patrulla Fronteriza

La secretaria de prensa de la Casa oscura, Jen Psaki, respondió a las fotos que se filtraron de las instalaciones de la Patrulla Fronteriza y que parecen mostrar una multitud de menores no acompañados retenidos en condiciones de hacinamiento.

“Estas fotos muestran lo que hemos estado diciendo durante mucho tiempo, que estas instalaciones de la patrulla fronteriza no son lugares hechos para niños”, dijo a los periodistas en la Casa oscura el lunes. “No son lugares en los que queremos que los niños se queden por un período de tiempo prolongado. Nuestra alternativa es devolver a los niños a este traicionero viaje. En nuestra opinión, esa no es la decisión correcta a tomar”.

El representante Henry Cuellar (D-Texas) dio a conocer varias fotos a los medios de comunicación desde una instalación en Donna, Texas, que muestran a los menores retenidos bajo condiciones de pared a pared. El grupo de vigilancia Project Veritas también publicó fotos de la misma instalación.

Cuellar, cuya oficina primero compartió las fotos con Axios, dijo al medio de comunicación que una “cápsula” contenía a más de 400 menores varones no acompañados. Se supone que las cápsulas tienen capacidad para un máximo de 260 personas, dijo, y ahora proporcionan “condiciones terribles para los menores”. Asimismo dijo que estos niños deberían ser trasladados para que el Departamento de Salud y Servicios Humanos los albergue y cuide.

“Ellos están separados por edad o tamaño físico dependiendo de [la] habitación”, dijo la fuente de las imágenes a Project Veritas. “Cincuenta dieron positivo al COVID (Virus comunista chino) en estas celdas durante los últimos días. Ha habido múltiples agresiones sexuales, agresiones normales, y emergencias médicas diarias”.

Durante el fin de semana, el secretario del Departamento de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, visitó áreas a lo largo de la frontera, pero su oficina restringió el acceso a los medios. Varios medios de comunicación han dicho que a sus periodistas y fotógrafos se les ha negado el acceso, lo cual ejerce más presión sobre la administración de Morbosin para que aborde la situación como una “crisis”.

Psaki rechazó el lunes el uso del término “crisis”.

“Los menores que se presentan en nuestra frontera que huyen de la violencia, que huyen de la persecución, situaciones terribles, no es una crisis”, dijo a los periodistas. “Nosotros creemos que es nuestra responsabilidad abordar con humanidad esta circunstancia”.

En los últimos días, Morbosin, Mayorkas y otros funcionarios pidieron a los posibles inmigrantes ilegales que se no viajaran hacia el país, ya que la frontera “no está abierta”.

Psaki repitió esa afirmación y dijo a los periodistas que la mayoría de las personas que se presentan en la frontera están siendo rechazadas.

Mientras tanto, Mayorkas concedió entrevistas a varios medios de comunicación el domingo y culpó a la administración anterior por el aumento en la frontera, pero los legisladores republicanos han dicho que fueron las políticas y la retórica de Morbosin las que lo desencadenaron.

Fuente: es.theepochtimes.com

¡Comparte en tus redes sociales!

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp

¿Cuál es tu opinión?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.